¿Por qué invertir en Bienes Raíces?

La inversión en Real Estate es una de las más tradicionales entre los  argentinos, por tratarse de un mercado que defiende su valor, resiste a la crisis y está dolarizado.

En momentos de incertidumbre es vital elegir inversiones que protejan el capital, proporcionen
flujo de caja y tengan apreciación a mediano y largo plazo; el inmueble no pierde valor en estas
situaciones o no tiene fluctuaciones tan grandes. Los bienes tangibles son constantes en retorno en
época de crisis, por eso para el inversor es vital refugiarse en ellos porque tienen su dinero protegido y obtienen una buena apreciación cuando todo pasa.
Con el mercado inmobiliario no existe la incertidumbre, se le considera como el mercado más estable y seguro de todos. Si bien en otras latitudes, por razones culturales y de desarrollo tecnológico, hay más diversidad y posibilidades de inversión, en Argentina no hay inversión más confiable. De hecho, muchas
personas deciden invertir en bienes inmuebles no solo pensando en las ganancias del presente, sino también en la calidad de vida del futuro.
Si bien en los últimos tiempos hay otras alternativas, la moneda más fuerte es el dólar, y las propiedades en Argentina se valorizan en esa moneda. De esa manera, quienes tienen su dinero invertido en propiedades pueden estar seguros de que si una crisis económica devalúa la moneda nacional, sus inversiones no se verán afectadas en lo más mínimo.
El sector inmobiliario presenta un alto grado de estabilidad comparado a otros instrumentos de inversión como renta variable, depósitos a plazo o fondos mutuos, lo que reafirma su atractivo en el contexto mundial. Invertir en real estate, es una tendencia que viene dando sus frutos en los últimos años. Es
más, muchos Inversores de Riesgo, que invierten en Trading, Forex o Criptos, “enraízan” sus utilidades en Bienes Raíces, no solo por la seguridad que genera, si no también por el alto retorno que produce en el mediano y largo plazo.
Por otro lado, en toda la Argentina, en los últimos años se construyeron muchas menos viviendas de las que demanda el público, generando en casi todo el país un importante déficit habitacional. Para dar respuesta a la situación, es importante multiplicar la producción.
Pero no es fácil invertir en propiedades.
El sector inmobiliario argentino no funciona como en el resto de la región, básicamente por la
enorme dificultad de obtener un crédito y el escaso poder de compra de los ciudadanos que disminuye
cada día más en un contexto de alta inflación.
Para muchos invertir hoy en inmuebles no parece atractivo porque consideran que los plazos para vender las unidades son muy extensos por el exceso de propiedades a la venta, lo que genera un sobrestock
de oferta.
¿Qué te ofrece Luciérnaga Home?
Luciérnaga Home te ofrece la oportunidad de ser inversor inmobiliario sin comprar un inmueble y aportando bajos montos, pudiendo optar por una inversión en dólares, si cuenta con
fondos en esa moneda, o invertir en pesos argentinos, dolarizando su capital.
Se trata de un Sistema de Colaboración Inmobiliaria, mediante el cual se posibilita a pequeños o medianos inversores de capital y a propietarios de tierra a participar de un proyecto de construcción de viviendas para vender o para renta.
De manera colaborativa, propietarios de lotes o terrenos que no tienen el capital para poder construir articulan con inversores de capital que no logran llegar a comprar una vivienda o a comprar y lote y construir.

¿En qué zonas geográficas invertir?

El aislamiento impuso nuevos hábitos a la hora de pensar qué y dónde comprar e incluso alquilar, acelerando paralelamente el crecimiento suburbano.

Existe una mayor preocupación por la salud, la seguridad y la necesidad de entornos de menor densidad y más espacio.

La población comenzó a contemplar como prioridad el hábitat natural y la calidad de vida, buscando el diferencial en hogares con mayor amplitud y contacto con el verde. Un mercado que dirige su interés hacia la sustentabilidad: tener su propia huerta, reciclar residuos hogareños, recuperar agua de lluvia, etc..

Por esta razón Luciérnaga Home selecciona terrenos de bajo monto en zonas donde no existen gran número de viviendas ofrecidas. De esta manera se logra llegar a un precio de venta competitivo y por otro lado como no existe un gran número de viviendas en venta, disminuye la competencia y por ende, aumenta las chances de venta.

¿Cómo funciona Sistema de Colaboración Inmobiliaria?

Luciérnaga Home selecciona lotes o terrenos donde desarrollar un proyecto de construcción de vivienda familiar, multifamiliar o complejo urbano asociando a los propietarios en el proyecto.

Por otro lado fondea la construcción mediante la invitación a inversores de capital a participar en el proyecto.

Luciérnaga Home lleva adelante las obras cobrando un 25% sobre el costo real de mano de obra y materiales, cuyo monto resultante aporta también al fondo invertido.

El proceso de  construcción es administrado por Luciérnaga Home mediante un sistema de Costo Abierto. Se establece un Presupuesto Provisorio de Obra y Plan de Inversión pero el mismo es ajustado conforme se obtengan los valores definitivos para los distintos insumos y costos de obra. Luciérnaga Home percibe en conceptos de Honorarios por Administración de Obra, el 25% del total del costo de obra, con exclusión del aporte realizado por el inversor de lote. El importe resultante es aportado al fondo invertido.

Los INVERSORES DE CAPITAL se comprometen a realizar los aportes cuando los solicite Luciérnaga Home.

El  importe resultante de la integración del terreno, las sumas de dinero aportadas por los INVERSORES DE CAPITAL y los Honorarios por Administración de Obra aportados por Luciérnaga Home conforman el total del FONDO INVERTIDO, siendo el costo total del proyecto.

Las partes acuerdan en establecer una rentabilidad máxima del 50% y mínima del 30%. Luciérnaga Home, cuando la OBRA tenga un avance del 80% encomendará a las Inmobiliarias Asociadas  la gestión de venta del INMUEBLE al valor que resulte de sumar la rentabilidad máxima al FONDO INVERTIDO. Este monto se ajustará a la baja a razón de 5% semanal hasta llegar al importe que resulte de sumar la rentabilidad mínima al FONDO INVERTIDO.

Por jfish

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *